lunes, 28 de agosto de 2006

Verdad de perogrullo XLIII

Vivimos enredados entre los hilos de plata que atan las miradas masculinas con los culos femeninos.

1 comentario:

Tonga dijo...

Por no hablar de los hilos de baba que vinculan los ojos masculinos con los senos femeninos...

(Lo de femenino estuvo de más.... o no?)

[04/09/2006, 16:38]